viernes, 1 de febrero de 2013

Cómo hacer los marshmallows


Los marshmallows no solo son ricos y atractivos a la vista, también nos remontan a nuestra niñez. Sin embargo, para disfrutarlos no necesariamente tienes que correr a la tienda y rogar porque los tengan, también puedes prepararlos tú mismo, haciéndolos así a tu gusto y utilizando tu creatividad.
El portal de la BBC nos da una receta bastante práctica para preparar estas golosinas.
INGREDIENTES: 
250 gramos de azúcar
200 gramos de glucosa
250 mililitros de agua
21 gramos de gelatina sin sabor
2 claras de huevo batidas a punto de nieve
1 gota de colorante rosado o del color que prefieras
1 cucharadita de saborizante de fresa (también puedes utilizar el sabor de tu preferencia)
Harina de maíz
Azúcar impalpable (la cantidad necesaria)
PREPARACIÓN
En primer lugar, calienta el azúcar hasta obtener un almíbar. Procura que esta alcance una temperatura de 121 C° a 130 C. Luego añade la gelatina sin sabor, el colorante y el saborizante. No dejes de mover la mezcla. Después añade las claras previamente batidas. Asegúrate de verter estos últimos a un flujo lento, mientras bates continuamente la preparación. Sin embargo, esta no se debe mezclar en exceso, ya que esto pondría en riesgo la ligereza de esta golosina.
Posteriormente, vierte la mezcla en un recipiente de unos 4 cm. de espesor previamente engrasado con aceite y espolvoreado con azúcar impalpable. Deja enfriar la mezcla en el refrigerador durante tres horas. Para darle la forma de tu preferencia utiliza un cortador o un cuchillo engrasado con aceite.
Finalmente, puedes tostar los marshmallows en un grill (o en un hornito de cocina) hasta que queden crujientes por fuera y viscosos en el interior.

No hay comentarios:

Publicar un comentario